Hyundai Santa Fe del 2024, se esperaba algo más de esta nueva generación con nuevo formato

Hyundai tuvo una presentación y prueba del nuevo Santa Fe, donde invito a la prensa hispana que puede controlar. No nos olvidemos que este es un Santa fe distinto al que estamos acostumbrados y cuando error de detalle, el equipo de puros autos se lo hubiera dejado saber, por lo que no nos incluyeron en su invitación.

Pero vamos al Hyundai Santa Fe del 2024, un SUV muy diferente al modelo del año pasado, con un precio mas abultado.

La dramática transformación es el resultado tanto de un interior completamente nuevo como de un diseño exterior reinventado; La distancia entre ejes del Santa Fe se ha ampliado, su voladizo delantero ha disminuido y ahora que tiene tres filas de asientos, hay mucho más espacio para transportar pasajeros que antes.

La tercera fila no es tan espaciosa como la de otros rivales de tamaño mediano, y según nos citan los colegas americanos que lo han probado, el motor suena áspero al acelerar con fuerza y el manejo es indiferente, no es el Santa Fe conocido.

El nuevo Santa Fe gana una tercera fila, con más espacio de carga trasero y espacio para las piernas, pero pierde en la parte de conducción, donde es superado por rivales como el Mazda CX 90.

La reciente ampliación del Santa Fe tiene como objetivo atraer a personas amantes de las actividades al aire libre, razón por la cual el nuevo SUV está diseñado para acomodar tiendas de campaña en la azotea y por qué su amplia puerta trasera permite equipo de aventura más grande.

El Santa Fe está propulsado por un motor turbo de cuatro cilindros en línea y 2.5 litros de 277 caballos de fuerza con una transmisión automática de doble embrague de ocho velocidades.

Este nuevo Santa Fe podrá remolcar hasta 4500 libras. La EPA estima que el Santa Fe con tracción delantera devolverá 20 mpg en ciudad y 29 mpg en carretera.

La aceleración es adecuada para un SUV de este tamaño y el motor turbo de cuatro cilindros funciona silenciosamente en la mayoría de las circunstancias (no todas), aumentando sólo cuando se acelera con fuerza.

La comodidad de marcha es la prioridad en este Santa Fe que según los colegas, ofrece algo de ella. El manejo no es tan ágil y deportivo como el Mazda CX 90, pero es probable que la mayoría de los compradores de SUV de tres filas no prioricen esas características.

Un colega nos cito que el vehículo de prueba, el Calligraphy con tracción total, logró una carrera de 6,3 segundos a 60 mph. Esto deja al nuevo Santa fe más lento que el modelo de la generación anterior equipado de manera similar.

Cubriendo más de la mitad del tablero hay dos pantallas de 12,3 pulgadas, una que sirve como grupo de indicadores y otra como pantalla táctil para información y entretenimiento. Android Auto inalámbrico y Apple CarPlay son características estándar.

La nueva apariencia cuadrada del Santa Fe va acompañada de un aumento significativo en el precio inicial respecto al antiguo modelo saliente.

El precio del Hyundai Santa Fe del 2024 comienza en $35,345 dólares y sube hasta $47,895 dependiendo del acabado y las opciones. El nuevo Santa Fe saldrá a la venta en la primavera de 2024.

Si comparamos al Hyundai Santa Fe con sus competidores como el Kia Telurride, el Mazda CX 90 o el Toyota Highlander, este nuevo y cuadrado modelo de Hyundai, queda lejos de sus competidores.