J.D. Power, dio a conocer cuales son las cinco peores marcas de automóviles en Estados Unidos

Las empresas automotrices esperan ansiosamente el Estudio de confiabilidad de vehículos de EE. UU. de J.D. Power cada año. La edición de 2024 ya está disponible. Una de las marcas más emblemáticas de Estados Unidos ocupó el último lugar.

El estudio analiza los factores después de que los automóviles se poseen durante tres años.

Las métricas cubren 184 posibles problemas en nueve categorías:

Clima
Asistencia a la conducción
Experiencia de manejo
Exterior
Funciones/controles/pantallas
Info-entretenimiento
Interior
Tren motriz
Asientos

El estudio refleja los resultados de J.D. Power Initial Quality, que encuesta a personas después de haber tenido un automóvil durante 90 días. Frank Hanley, director senior de evaluación comparativa de automóviles de J.D. Power, comentó:

«Esto probablemente se puede atribuir a la época tumultuosa durante la cual se construyeron estos vehículos, y los propietarios conservan sus vehículos por mucho más tiempo».

Las puntuaciones se informan en función del problema por cada 100 vehículos (PP100). La puntuación promedio en todas las marcas fue 190. Una tendencia que no ha cambiado en los últimos años es que las personas consideran que las funciones de info-entretenimiento y asistencia al conductor son demasiado complejas y propensas a desarrollar problemas.

Como ha sido el caso durante décadas, los modelos japoneses tienden a tener buenos resultados y este año ocuparon los dos primeros lugares. Lexus (la marca de lujo de Toyota) terminó primero con un 135 PP100. Toyota ocupó el segundo lugar con 147. Entre los fabricantes estadounidenses, Buick, una marca de General Motors, obtuvo 149.

La peor marca de automóviles de Estados Unidos

Al final de la lista, Chrysler obtuvo una puntuación de 310, que fue la peor con diferencia. La marca con el segundo peor PP100 fue Audi, uno de los coches de lujo de Alemania, con una puntuación de 275.

Chrysler estuvo entre las marcas más importantes en la historia de la industria automotriz estadounidense. Durante décadas fue el tercero de los Tres Grandes, junto con GM y Ford.

En la actualidad, es propiedad de Stellantis, un fabricante con sede en Italia que también posee, Dodge, Fiat, Alfa Romeo, Lancia, Opel, Peugeot y Jeep.

Nosotros siempre insistimos en puntualizar, que tanto Stellantis como General Motors, son las peores marcas de autos que se venden en los Estados Unidos.

Alguna vez tuvo una línea de más de una docena de modelos. Ahora solo vende las minivans Pacifica y Pacifica Plug-In Híbrido. Acaba de descontinuar su único sedán, el 300.

Según J.D. Power, estas son las cinco peores marcas de automóviles en Estados Unidos:

Chrysler (310)
Audi (275)
Land Rover (268)
Volkswagen (267)
Lincoln (251)